Noticias Noticias al momento 

Luis Manuel es un bebe de 10 meses que pesa 28 Kg

El bebé podría tener el Síndrome de Prader-Willi, una enfermedad genética que, entre otros síntomas, causa un hambre insaciable en los niños

El pequeño Luis Manuel y nació hace diez meses en Tecoman, Colima, su peso, de 3,5 kilos, era totalmente normal para un bebé recién nacido, sin embargo, poco a poco comenzó a subir drásticamente de peso, hasta que a sus diez meses que tiene actualmente, ya pesa 28 kilogramos, lo que puso en alerta a sus padres y médicos de todo el país.

Médicos especialistas del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), atienden en Hospital General de Zona número 1 en Villa de Álvarez, Colima, al pequeño para combatir su sobrepeso y evitar complicaciones en su salud.

En su tratamiento  trabajan pediatras, nutriólogos, endocrinólogos, neurólogos y cardiólogos, con el propósito de conocer las causas que originan su crecimiento anormal el cual podría ser a causa de una rara enfermedad.

¿Cómo fue su aumento de peso?

De acuerdo con los padres de Luis Manuel, su hijo nació con peso y talla normal, pero desde su primer mes de vida comenzó a subir de peso aceleradamente y a presentar dificultades para respirar, sobre todo al dormir, y al moverse.

Debido a que estás dificultades continuaron los padres del bebé decidieron trasladarlo al  Hospital General de Sub-Zona número 4 de Tecomán desde los primeros días de julio.

El día 20 de julio recibió consulta de pediatría, y el 31 del mismo mes se le dio seguimiento con diagnóstico inicial de obesidad mórbida, en esas fechas el menor ya registraba un peso de 19 kilogramos. Después fue referido al servicio de cirugía general por el hallazgo de una hernia umbilical.

 

Para el día 1 de agosto se le realizó valoración en el servicio de nutrición y el 6 de septiembre se le atendió en consulta externa de pediatría, de donde fue canalizado a los servicios de neuropediatría y endocrinología pediátrica.

Posteriormente, el 12 de octubre pasado, ya en el Hospital General de Zona número 1, en Villa de Álvarez, fue valorado por el servicio de nutrición clínica, otorgándole un plan nutricional, y se le realizaron exámenes de perfil hormonal, además de rayos X y ultrasonido. Nuevamente se le citó para darle seguimiento en la especialidad de endocrinología pediátrica.

El 16 de octubre, el menor de 10 meses de edad fue atendido por médicos especialistas de medicina física y rehabilitación donde recibe estimulación temprana dos veces por semana.

Fue hasta la semana pasada, cuando nuevamente los padres del menor se trasladaron al hospital en Villa de Álvarez donde fue atendido por endocrinólogos pediatras y nutriólogos, además de que se le realizaron estudios de laboratorio. Los resultados se conocerán a mediados de noviembre.

¿Podría ser el bebé más obeso del mundo?

Aunque no hay registros que puedan confirmarlo, se cree que podría ser el bebé más pesado del mundo, sin embargo, a su familia no le interesa este récord pues están preocupados por los peligros para la salud que pueda presentar la obesidad del menor.

Luis Manuel podría sufrir una rara enfermedad

A pesar de que aún no se ha confirmado, los médicos que han tratado a Luis Manuel, consideran que podría tener el Síndrome de Prader-Willi, una enfermedad genética que, entre otros síntomas, causa un hambre insaciable en los niños, que finalmente terminan desarrollando problemas graves de obesidad y diabetes tipo 2.

Los especialistas informaron que esta  enfermedad, es causada por un defecto en el cromosoma 15, y tiene como consecuencias:

  • Crecimiento restringido
  • Reducción del tono muscular,
  • Falta de desarrollo sexual
  • Problemas cardiovasculares

Por ello, Luis Manuel ha sido sometido a una serie de pruebas y estudios para comprobar esta teoría que de ser cierta obligaría al menor a someterse a un tratamiento de los síntomas de esta enfermedad, para la que por ahora no se ha encontrado una cura.

 

Padres de Luis Manuel piden apoyo para tratamiento

En caso de que se confirme la enfermedad de su hijo, los padres de Luis Manuel no podrán afrontar solos los costos de su tratamiento, los cuales consisten en una serie de inyecciones valoradas en aproximadamente 10 mil pesos cada una.

Ante esta situación, los progenitores han hecho un llamamiento a través de redes sociales y han abierto una cuenta para que aquellos que quieran donar dinero para la causa.

Los padres del menor aseguraron que mantendrán un registro que demostrará a los donantes que su dinero no se gasta en otro fin que no sea salvar al niño.

via GIPHY

 

Tambien te puede interesar

Deja un comentario